Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Mayo de 2011.

Frozen Yogurt

20110503104353-llaollao.jpg

Y de repente… Frozen Yogurt. Desde que quitaron el tráfico en Santo Domingo no pegaba la plaza un cambio tan grande, acho. Con la llegada de la fiebre del yogurt helado y sus toppings de fruta a Murcia, Santo Domingo se ha convertido en el campo de batalla de los helados de yogurt, en una incipiente fiebre que se expande por media España como la crisis, pero en sentido contrario. Era yogurt helado lo que quería la gente, y nosotros pensando en las musarañas. Santo Domingo es la cuna del frozen yogurt, y yo con estos pelos. A ver si de repente hay que dejarse de No typical y de huerta de Europa, y tenemos que apostarlo todo a los yogures helados. De la noche a la mañana, como si fueran dos naves espaciales de buen rollo, han aparcado en Santo Domingo dos nuevas franquicias del manjar que se hace espuma por las calles peatonales de media España, una verde, y otra fuxia, y las dos nacen de aquí mismico.

LlaoLlao y Smöoy. El yin y el yan. Los McDonald´s y Burger King del frozen yogurt renacen de los helados de toda la vida para lanzarse a un nuevo mundo, y... ¡Bingo! Parecen haber dado en el clavo. La verde, LlaoLlao, lanzada al estrellato con 30 franquicias en toda España para este año, fue creada por un murciano, (según leo en El País vía @CrisAlcazar) el ingeniero Pedro Espinosa, y Smöoy, la fuxia, es la competencia nacida en el sector, que despierta gracias al frozen yogurt: Sirvent. En un pispás ya eres de unos o de otros, aunque habrá que probar ambos, y si te pilla uno u otro a desmano, pues lo mismo da, que da lo mismo. Al final, la competencia es la que hace que estas cosas triunfen, y para muestra, terminen su próximo paseo probando uno y otro, y elijan el suyo.

Mira que siempre, pero acho, toda la vida, he pedido mis bolas de helado combinadas con la de yogurt. Que sí, que le daba el toque necesario a cualquier combinación… Así que no me sorprende nada lo del frozen yogurt, porque además, han dado en el clavo con el nombrecico, que lo de frozen es decirlo, sólo decirlo, y refresca el cuerpo. Además, el toque nave espacial ecológica, que parece que va a estar la novia de Wall E sirviendo el helado, que tienen ambas tiendecicas, conseguidísimo. He de decir que yo aún no me he decantado, pero lo haré, hay que probar más. También diré que la diéresis de Smöoy es mucho. Veo el frozen yogurt más avispado en la camiseta del CB Murcia ACB... ¿Eres de Smöoy o de LlaoLlao? Vale.

Foto: llaollao frozen yogurt from Murcia

03/05/2011 10:43 achopijo #. sin tema Hay 5 comentarios.

Días de mayo

20110504093801-piezas-y-jayder-mal-ejemplo-g1.jpg

Sacas un ratico por la noche para leer lo último de Hornby. Piensas en ir al cine una tarde, en la que puedas sacar ese par de horas, sabiendo que será imposible. Mientras fríes correos electrónicos y contestas llamadas, el sol vuelve a entrar por la ventana, en esta Primavera de lluvias y estornudos. Te enchufas los casquicos en el bus, sopando de aquí allá el menú del SOS. Son días de tapas, de ganas de centro y bolito, all star y primeras bermudas. Días de reflexiones sociales gigantes, y de un presente incierto en nuestras cosas, con las urnas a la vuelta de la esquina. Un descrédito general está asentado, pero empieza a llevarse largo, y no se sabe si es bueno o malo; la gente quiere currárselo, y no puede. Sigo sin Iphone, y la fiebre se me va pasando. He impreso una foto de mi pequeño móvil, del murete del Fuerte de Navidad, en Cartagena, donde ha pintado Suso33 sus características sombras.

Los tranvías pasan, pitan y uno ya se ha acostumbrado a mirar cuatro veces, y a esperar el doble en los semáforos. El tiempo que no existe, esos minutos que se ganan y se pierden todos los días. El reloj adelantado, y darse la vuelta una vez más en la cama. El Guille pregunta por qué se seca el agua, y por qué moja, y por qué cae del cielo, y por qué se bebe, y Miguelico dice Ya está cuando no quiere comer más.

El fútbol nos cansa con el partido de plástico, pero los hemos visto todos, qué remedio. Sopa de Mourinhos y Guardiolas. Los buenos, planeamos cruzar España, un año más, con la ilusión de comenzar una historia de triunfos sin precedentes en nuestro fútbol del alma única, Lugo, Sabadell, Miranda... Dónde sea, iremos juntos, y a darlo todo. Los partidos con sol dejan bonitas fotos en la prensa on line. Las semanas ya hace tiempo que parecen días. Hemos hecho el cambio, aunque aún quedan lejos las chanclas y el bañador, que están más cerca que nunca.

El primaverano del yogurt helado, nos deja el mejor disco de hip hop español que se ha hecho nunca, made in Murcia, nada menos, acho, con el ya mítico Piezas al micro dando mal ejemplo. Suena Maldita Nerea en el Staples Center, en Los Ángeles, en el play off de la NBA. Murcia por aquí y por allá, esas cosicas que van pasando, y que escritas en este diario, marcarán estos días de mayo, el mes de los cumpleaños. Vale.

Foto: Sí, me gusta el hip hop español

04/05/2011 09:38 achopijo #. sin tema Hay 3 comentarios.

Soseando

20110506092328-estrellalevantesos48logo-negativo.jpg

Habemus festival. Por si nos faltaba algo, aquí está el SOS, acho. Este fin la bandera de Murcia deja de ser el escudo de la ciudad sobre el rojo pimentón, porque la Huerta de Europa enarbola la bandera del buen rollo para recibir a miles de buenrrollistas profesionales a pegarse unos bailes con lo último de la escena, y de paso, picotear arte, reflexión, sostenibilidad y unas tapicas, pijo, que hasta tenemos ruta del tapeo soser, acho. Lo SOS ya es un topic en sí mismo para el mundo, y ese tipo de cosas hoy son las que mueven el cotarro. Ayer SOS48 ya era trending topic en España en Twitter, esto es, que cualquiera que entra a la red social entre el top ten de temas de moda ve el festival de las Murcias ahí puestecico, mientras la pesqui comenta cómo viene, qué va a hacer, qué grupos no hay que perderse, o la hora a la que van a ir en busca del mejor pastelico de carne de la city.

Con el SOS Murcia se abre al mundo, y es así. Ayer, dos zagalicas francesas iban con un mapica de Murcia mirando los nombres de las calles por Vistalegre. Échale. Pues nada más que eso, pijo, sólo esa estampa, para mí ya es más que suficiente. Hoteles llenos, bares a reventar y fiestón, que tampoco vamos a ir de gafapastero clasicón, la pesca viene a ver la luz del sol por la mañana. Decía ayer mismico un grande de los mass media en ciernes, Robertico Fuentes, que al SOS viene mucho falso popper. Esa sería mi camisetica. Yo soy más falso que todos los billetes de 500 que he visto en mi vida. Me pasaré un ratico, sobre todo, a guipar camisetas y zapatillas, escuchar a los Kooks, que me molan, y si aguanto, pegarme un bailoteo con WHB (We have band), pero el sábado a escuchar pajaricos al campo (y eso que el cartel bueno es el del sábado). Que sí, soy de SOS, pero mi cuerpo cada vez menos. Anda que no hubiéramos echado el resto con un SOS en nuestros noventa.

Luego están esos que no son SOS, y que mañana salen a darse un paseico con una camiseta de Julio Iglesias… jejeje. Hay gente pa to, como dice mi abuela. Para hacer el contraSOS hay por ahí un concierto de Camela, que seguro llenan, y acho, que me digan raro los poppers auténticos, pero yo le hacía un huequico a Camela en el Jagermeister y le daba cuerda al asunto. Mal no iba a quedar la cosa. Por estas.

– Acho, ¿va-al-sóh? El nombrecico tiene su aquel. Lo veo conseguidísimo, que el tema sostenible es lo que toca, pero para los que nos tragamos la ese el día que aprendimos a hablar, menudos esfuerzos nos pegamos estos días para no quedar como el tío la vara con los europeos que se nos vienen encima.

Qué os voy a decir yo, acho. Que por si las moscas, allí está Estrella Levante dispuesta a hacerte el SOS más llevadero, y seguro que damos con Bitter, Miss Sos 4.8, con sus bocadillos temazo, porque ya podemos ser allí dentro 40.000, pero acho, todo el tipiquismo de Murcia anda por allí a tu lado, que lo del pañuelo y el mundo se queda corto. Cosas de festivales. Perderse, que se acabe la batería, no encontrar taxi, hablar inglés… y terminar por descubrir un grupo que no era el que habías ido a ver. Que todo soser lo pase guapo, y que Murcia les acompañe. ¿Vas al SOS? Vale.

Foto: SOS4.8

06/05/2011 09:23 achopijo #. sin tema Hay 12 comentarios.

Revistas

20110510103744-8283-guerin-sportivo-roma-torino.jpg

Los póster del Guerín Sportivo y El Gráfico quedaban molones en la habitación, y las crónicas de la Liga española tenían ese plus de pasión que se echa de menos aquí. Por eso leía las revistas de fútbol internacional con uno o dos meses de retraso, que además, salían unas carpetas diferentes. Elkjaer, Aleinikov, Zavarov… la Roma de Bruno Conti y Voeller, o las fotazas de El Príncipe Enzo Francescoli llevando al fútbol a su máxima expresión. Don Balón era la nuestra, y quitando los años de mundial, y algún número en el que hubiera algo relacionado con el Real Murcia, no fue revista de cabecera. Para revistas de fútbol nuestra queridísima Combina, acho, murcianismo puro. Bonita temporada, dedicada a Don José Rico, editando La Combina en todos los partidos de casa.

Pero si he sido algo de revistas ha sido de baloncesto y skateboard. No pasaba. En los tiempos de Cerca de las Estrellas los viernes noche era imprescindible contar con la Gigantes del Basket, o la Súperbasket. Nunca me decanté del todo por una, pero si no había una, estaba la otra. Igual pasaba con Skate Magazine, publicación visionaria, con un diseño espectacular, en A3, con preciosos reportajes sobre el skate en todas las ciudades de España, o Tres60, la competencia, más técnica y con mejor papel, pero más centrada en el Norte y las grandes capitales. Para el tema de carpetas, recortes y póster, qué decir, que inigualables. Cuando el regalo tipo de cumpleaños era un póster del Corte Inglés, los trípticos que se pegaba Gigantes del Basket después del All Star eran un must en toda habitación que se preciara. Acho, que te pasabas un día, y el especial del All Star no lo encontrabas ni en el quiosco de la Gran Vía.

Esas han sido mis revistas en los míticos dieci, acho. Lo de Superpop era para las zagalas, aunque pasaba como en el Hola en la peluquería, que lo cogías y te lo pimplabas sin darte cuenta, poniéndote al día en las disputas de Jason Donovan y Rick Astley, o leyendo tu horóscopo, por saber qué se espera de ti esa semana en clase, porque Superpop fue la primera, la que metía el gusanillo para lo que vendría luego... Ahí ellas echaron el resto. Yo, me pasé a Cinemanía, y ahí estoy, sin quitar, claro está, los semanales, ese medio de información espectacular, que ni siquiera Internet ha conseguido hacerle sombra, porque las informaciones son trabajadas, sosegadas, cuidadas… con lo que se echa de menos en este mundo que vive al segundo. Todo esto porque Superpop deja de imprimirse, y quieras o no, vuelves la mirada. ¿Cuáles fueron tus revistas? Vale.

Foto: Roma campione!

10/05/2011 10:37 achopijo #. sin tema Hay 1 comentario.

Detallicos

Y qué bonito es lo imprevisto. Cuando algo te sale, así, porque sí, que el cuerpo se enciende, y un calambre recorre tu alma, y lo haces. Aciertas. Casi siempre, todo hay que decirlo, que por eso la vida es como es. Cuando alguien improvisa, en lo cotidiano, se sale del pentagrama del día, eleva una nota, o la cambia sin avisar, todo gira sobre uno mismo. Son pequeños tesoros de vida, como yo les llamo. Guardo algunos recuerdos. Una señora bajó a su portal unos tercios helados de cerveza, y los repartió entre un grupo de currelas, que a mediodía, en pleno julio, asfaltaba su calle. Un señor, sonrisa espléndida, buen humor contagioso, regaló una flor de su ramo a todas las trabajadoras de la floristería, y también a las dos clientas que tenía detrás… y a mí, que era el siguiente, por quedar bien. Reímos todos, hasta pasado un buen rato.

Después de un mes, volví a un bar en Madrid. Había estado hablando de Andrés Calamaro con el DJ, sobre unos discos antiguos que no conseguía. Enseguida, me llamó. Me acerqué, y me pasó dos cedés con todas las canciones del primer Andrés, que aún conservo, con grabaciones de directos. Chico Murcia, ponía en las cubiertas. Llovía a mares, un septiembre de gota fría en Murcia. Llegaba tarde. El sonido del agua arreciaba contra los charcos gigantes. Corría, cobijándome bajo las fachadas de los edificios, pero decidí esperar. Llegó un señor, que entraba a un portal cercano. Cerró su paraguas, y me hizo un gesto. Al acercarme, me lo ofreció. - ¡Llévatelo! ¡Corre! que si no, no llegas. No me dio opción.

- Sólo quiero contarte mi vida, un rato, para recordarla. Sus ojos, enrojecidos, escondían sinceridad. Estaba leyendo, en El Retiro, y me abordó con educación. Se sentó, y empezó a hablarme. Dudé… pero cerré el libro y me concentré en su historia. José Luis… sus hermanos, sus hijos, sus veranos, una vida que se tuerce… y el alcohol. Le pregunté, mostré interés. Lloró, me dio las gracias con ternura y aprecio, y se fue, sonriendo. Esta mañana le he preguntado el nombre al rumano del violín. - Mihai, espero que pases un buen día. El medio euro no le va a cambiar la vida, pero creo que le ha sabido mejor. La próxima vez que le vea, podré saludarle. Salirse de lo que se espera, por poquico que sea, pijo, da a las cosas una perspectiva diferente, nueva, como una pizca de azúcar, y hace, muchas veces, que tengas los mejores recuerdos de personas que ni siquiera conoces. ¿No crees? Detallicos. Vale.

Vídeo: Homenaje al abuelo (Los melones del abuelo)

11/05/2011 08:53 achopijo #. sin tema Hay 2 comentarios.

Con Lorca

20110512225934-esperanza.jpg

La Coruña, Toledo, Pamplona, Madrid, Barcelona, Bilbao… Las concentraciones por todo el país eran iguales. Rostros serios y pensamientos idénticos. Las imágenes que a todos nos han roto por dentro, nos han puesto la piel de gallina y han hecho que sintamos la sinrazón que a veces nos golpea en esta vida de momentos; que demasiadas veces, olvidamos a su merced, sin ser conscientes de cómo un instante puede cambiar por completo. A eso de las cinco de la tarde todo empezó a moverse. Al principio, incluso sabiendo que había habido un temblor hacía pocos minutos, no se puede reaccionar. Hasta que pasan segundos larguísimos. Entonces entiendes, en sólo una milésima, que estás a merced de algo que nadie puede controlar, ni prever, ni saber en qué va a terminar. Ese pánico es mínimo, pero sólo se puede situar después, cuando conoces qué ha ocurrido.

La tierra tembló en toda la Región, y media España. Cuando empezaron a llegar imágenes, aún estábamos recuperando la consciencia de qué había pasado. Pero todo fue mucho más allá, como si esa sensación de soledad e inquietud no hubiera sido individual. Lorca se había roto en mil pedazos. Los cascotes, derrumbes y daños materiales eran sólo una foto fija del dolor de quienes nos quedábamos sin voz, sin respiración, observando el miedo mismo en todos los lorquinos. Una desesperación gigante, que sólo se podía aplacar con un cariño inmenso. De ahí, hasta ahora mismo. Un millón y medio de murcianos seguimos unidos por un alma única, buscando la forma de abrazar a quienes han sufrido tanto dolor incomprensible. El trabajo es la respuesta, y todos, nos pusimos a ello. Desde el principio, unidos por Lorca, quienes han tenido que dejarse la piel, lo han hecho.

Si hay algo que nos da esperanza, y ganas de seguir adelante, es ese sentimiento de abrazo, que nos emociona, cuando nos damos cuenta que en toda España, los nuestros, están sintiendo esa misma rotura en el interior del alma. Somos. Ahí estamos. Con Lorca. Porque no ha podido ser de otra manera. Por eso hoy, esta columna refleja lo único a lo que todos nos podemos agarrar en estos momentos, a nuestra unión y esfuerzo porque toda Lorca, en especial quienes han sufrido un dolor imposible, recuperen lo antes posible la felicidad. Una felicidad que demasiadas veces en la vida descubrimos cuando entendemos de golpe lo gigantesco que es vivir sin darnos cuenta de ello. Vale.

Foto: Esperanza (Nacho García)

12/05/2011 22:59 achopijo #. sin tema Hay 6 comentarios.

El Marqués

20110514080657-eye.jpg

Conducía un viejo Ford Fiesta blanco, aunque nunca vistió un jersey amarillo. Ni en los últimos ochenta, cuando su careto se terminó de convertir en la pillería murciana personificada. Edu es el jefe. El gigantón del grupo. El amigo todoterreno, el que hizo la mili, al que le da como vergüenza darte un abrazo, pero cuando te lo da, es el que más lo siente. Cuando los 18 años de zagales bien, él sabía lo que era la vida perra, porque lo tiraron en medio de la piscina sin flotadores, mucho antes que a los demás. Si había que fumarse un celta corto sin filtro, se lo fumaba, poniendo cara de Gary Grant, contando chistes serio, como los buenos genios del saber estar. Su metro ochenta largo, su perilla oscura, una mirada profunda, y una sonrisa de las que se contagian. Un fondo de alma tan grande, que aún, muchos años después, te sorprende de vez en cuando, y la rapidez mental de un superviviente nato, innato.

Edu, nuestro Marqués de Murcia, maristero radical, pero al revés, de los que dejaron huella en la institución para muchos años, le demostró a todos que él, cuando quisiera, iba a dar un golpe en la mesa, y la vida jamás iba a pasarle por encima. Del currelo de los dieci, el laburo de brazos y sudores, cuando los demás paseábamos carpeta y el bajaba la ventanilla de su coche, a cursos, masters y tener en mente a Silicon Valley como meta. Se reinventó a sí mismo. Con el tiempo, cuajó, floreció… y maduró, y ahora inventa historias que te hacen llorar de alegría y ternura, como La Sorpresa de Victoria, un vídeo promocional que lleva cerca de 20.000 visitas en youtube, en el que todos sentimos el homenaje que siempre quisimos darle a nuestros abuelos. Los años caen, y los recuerdos se hacen grandes. En los días especiales, brillan con luz propia, y hoy, lo es para él.

Su vida vuelve a dar un giro, y ahí estaremos todos, su grupo de amigos de siempre, como cualquier otro, viéndole en el altar, de la mano de su Elena del alma. Un alma gemela, que se funde con él entre carantoñas, en esas cosas del día a día que hacen que dos personas quieran estar juntas para siempre. Una alegría pequeñica, después de días difíciles para todos. – Nunca me has sacado en achopijo. Me suele decir, mirándome con cara de Stallone. No, no lo había hecho, porque El Marqués, aunque hoy parezca que sí, no cabe en una columna diaria de periódico. Por él, un brindis por quienes han sabido plantarle cara a la vida, y moldearla con decisión. Por Elena, que hoy sea su día feliz, y así, también lo será para nuestro Marqués, Eduardo de Murcia. Vale.

Foto: Edu y Elena, Caballos del vino 2011

14/05/2011 08:06 achopijo #. sin tema Hay 9 comentarios.

Estrellas blancas

20110519000142-foto.jpg

La corriente de la marabunta los lleva, guiándolos, a un metro del suelo. Se mueven como por arte de magia, entre policías, músculos, cámaras, empujones y remolinos humanos. Rápido. Todo muy rápido. Como si un tsunami de brazos y sonrisas les empujara hacia donde sea que vayan, sin que nada, ni nadie, les pueda parar. Guardia Civil, Policía Nacional, trajeados, semitrajeados, engominados, cámaras, televisiones… el círculo termina en la marabunta de gente enloquecida, y la que se queda quieta grabando con su móvil, los tres segundos que luego enseñarán mil y mil veces, en el bar, en la peluquería, en la oficina… mientras ponen la más clásica sonrisa boba que existe. Pocos les miran a los ojos. Miran las pantallas de sus móviles, asegurándose el plano. Verles de cerca sólo valdrá si es demostrable.

Iker Casillas, Cristiano Ronaldo, Sergio Ramos y Emilio Butragueño pasaron media horica en la Arrixaca, la mayor parte del tiempo, con los zagalicos de Lorca, pero antes y después, dejaron un rastro de alegría y felicidad en cientos de curiosos. La fama. Lo viví de cerca, acompañándoles, asistiendo en dos minutos a cómo debe ser la mayoría de los días de curro de las estrellas de este mundo. Un tsunami constante de manos y chisteos. – Acho, lo llevan en el sueldo… Pues sí, pero no deja de sorprender.

Barbica de dos días, caras de semi sueño, cansancio, pero sabiendo a lo que venían. Los tres futbolistas saludaron lo justo, gesticularon lo justo, pero alegraron el día a la pesca. Lo que será hacer feliz a tanta gente sólo con ser, con estar, con mirar, con tocar. Es difícil imaginarlo. Pero verlo, asusta. Entre muchas, sonrisas brillantes, ojos luminosos, emoción contenida. En sólo dos minutos.

Dentro, echaron el resto. Cariño. Cercanía, por fin. Son zagalones, pijo. Sergio, Iker, Cristiano… charlaron con los zagalicos. Les acariciaron, se acercaron a sus corazones, ingenuamente apagadicos, por un dolor gigante, después de que un terremoto les robara media vida. Ese gesto, mereció el picor de ojos. Ver ilusión desde ese agujerico de pena, es a lo que vinieron, y por lo que Murcia entera les da las gracias hoy. No soy nada del Real Madrid, tan poco como del Barça, pero sí mucho del fútbol, y cuando algo es tan grande para tanta gente, forofismos aparte, hay que quitarse el sombrero. Iker, Sergio y Cristiano ayer hicieron felices a muchos, pero sobre todo a quienes debían. A mí, como hincha, murcianista de siempre, me sale dar las gracias al fútbol, y como murciano de nacimiento y corazón, al Real Madrid, a Emilio, a Iker, a Sergio y a Cristiano. Vale.

Foto: Visita a la Arrixaca, ayer

19/05/2011 00:01 achopijo #. sin tema Hay 9 comentarios.

#Revoluciónespañola

20110520223634-acamp.jpg

Cuando la gente se une, emociona. El poder de la sociedad es enorme, y muchas veces, demasiadas, se pierde, entre la libertad, y el orden establecido. Lo que está pasando estos días en toda España es un hito. El que lo niegue, quiere cerrar los ojos, cegado por ideas que le impiden ver más allá del quién está detrás, quién haga más ruido, o confunda mensajes entre cientos de mensajes. Hasta ahora, que sea un movimiento pacífico lo hace grande. Pero no sólo por eso. Porque una buena parte de la sociedad se ha movido, sin pertenecer a un grupo heterogéneo, aunque los haya. En las acampadas hay todo tipo de gente, y la mayoría, desencantados. No me gusta lo de indignados. La indignación no deja pensar, y para solucionar problemas es necesario sentirse capaz de actuar. Entiendo esa indignación. Los años negros pesan, cada vez más, y no vemos una salida. No vemos futuro. Hay un desencanto generalizado… y siempre, aún, una búsqueda de responsabilidad que, según mi humilde opinión, nos pesa como un ancla de millones de toneladas.

Este movimiento, estoy seguro, ha hecho pensar a quienes están en la política por vocación. A quienes una vez, quisieron cambiar el mundo, y se pusieron manos a la obra. Nadie piense que no existen, porque los hay en todos los partidos. Son los que llenan medio vaso. Los que sufren la desconfianza y el descontento que ha vencido en el espesor de la crisis. El juego es el que es, y no podemos olvidar tan pronto lo que nos ha costado hacer una España plural, que tiene sus defectos, pero también, sus virtudes, entre las que está la libertad, y la democracia, por encima de todas las demás. Descubrir que la democracia no es perfecta es uno de los golpes que te dan los libros de estudiante. Comprobar que no hay nada más justo, es lo que debe hacer creer en mejorarla hasta el límite.

Las grandes crisis sociales han sido las que han cambiado los sistemas. Ahora la crisis es económica… y también social. Pero lo avanzado ha sido mucho más. En el siglo XXI España es un país con una sociedad capaz de regenerarse, sin que el desencanto termine por querer cerrar los ojos a la democracia, que tanto costó levantar. Son los políticos quienes deben tomar nota de lo que está pasando. Pero también somos quienes hacemos España día a día quienes tenemos que mirarnos el ombligo, romper con esquemas inmóviles acerca de la participación ciudadana, y empezar a mejorar nuestra democracia, desde dentro, utilizando sus caminos, olvidados a merced de una clase política a la que ahora se culpa. No votar es dar un paso atrás. Votar y exigir, escuchar y dialogar, buscar sinergias, compartir ideas, participar… Querer cambiar el mundo, es lo que hará que España aproveche este desencanto que estos días se puede convertir en una auténtica revolución. Vale.

Foto: #acampadamurcia (@NACHOGARCIA09)

20/05/2011 22:36 achopijo #. sin tema Hay 6 comentarios.

Use your illusion

20110522102854-uyi.jpg

En la portada de Use your Illusion aparece una escena de La Escuela de Atenas, de Rafael Sanzio, pintada hace ahora 500 años en el Vaticano. Aquel discazo, el pasico atrás en el heavy metal de Guns n´Roses, que les llevó al gran público, lleva cosidos unos añicos buenos a sus espaldas, recuerdos imborrables y temazos históricos que ha gritado una generación. Solía ponerlo en dedicatorias, graffitis, garabatos, tablas de skate, y las últimas páginas de libretas y carpetas: Use your illusion. Tuve dos camisetas con la portada del disco, y eso que no era yo muy de Axel Rose, ni del heavy de corazones rotos. De lo que era mucho era de ilusiones, y saber utilizarla ha sido como una de esas metas imborrables que se quedan, como palabra de abuelo, en la vida de todos.

Hoy es uno de esos días en los que hemos amanecido varias veces, atenazados por la ilusión de vivir un gran domingo. Como cuando había excursión, o te metías en la cama la noche de Reyes. Esta vez, es por el fútbol, que también votamos, pero aún le falta a todo lo que está pasando algo de tiempo para que veamos si realmente vamos a mejorar las cosas. El partido del año. Los murcianistas jugamos hoy contra nuestro futuro, más unidos que nunca, en un día de reflexiones, cuando las urnas pueden volver a tener la fuerza que precisa este país, que sigue sufriendo años difíciles. Esa ilusión, la de los garabatos de adolescente, es la que llevaremos al fútbol hoy, en Nueva Condomina, una ilusión que no nos va a quitar nadie, pase lo que pase.

Platón señalaba al cielo, y Aristóteles, la tierra. - Ahí está todo, acho, que diría el huertano. En la imagen del disco, un tipo toma notas ante la mirada de otro, rodeado de lo más de lo más de la historia clásica y el pensamiento ateniense, como si fuera un periodista que se ha colado en el paraíso del saber. Nunca entendí el por qué del detalle de La Escuela de Atenas en el Use your illusion, pero lo asocié al conocimiento. La ilusión puede mover el mundo. Da igual que sea por un partido de fútbol. La ilusión es lo que no podemos perder nunca, en nada de lo que hagamos, ganemos o perdamos. Pase lo que pase, que nadie pierda la capacidad de ilusionarse. Vale.

Foto: Use your illusion

22/05/2011 10:28 achopijo #. sin tema Hay 3 comentarios.

Planking

20110524103109-planking.jpg

Las modicas del Internet, acho, ese gran invento paralelo para las colas de los telediarios. El desengrase, que viene como anchoa a bicicleta para el achopijo, acho, que ahora toca descansar un poquico el estrés electoral, y del final de temporada en liga. En esto, después del Balconing llega el Planking. Ahí lo llevas. Nada que ver, no se crean. Lo que se ha puesto ahora es hacerse foticos en posición mecrujenloshuesos, esto es, estiradito como si uno fuera una momia, en lugares insospechados. Muy onomatopéyica la palabrica: Planking. Que los english saben lo que hacen con la semántica, los payos. Ponerse plank es estirarse recto. En una parada de autobús, entre dos bancos, encima de un buzón, entre las estanterías de una biblioteca, en el capó de un coche. La cosa es estar más tieso que la vara del tío, y hacer una foto en plan aquí no pasa nada, que es lo que le da al Planking ese toque surrealísticodadaista que lo hace molón.

Es que acho, tal y como está el mundo, vas andando por la Calle Mayor de Cartagena y ves a un payo más tieso que el dedo de Colón, y para qué vas a mirarlo. Algo estará haciendo, y pos si las moscas, ni de reojo. Pues Planking. Lo que no he leído son las bases del asunto, así que no sé el tiempo que es preciso estar haciendo el pértigo para que se considere Planking y tal, o si vale sólo con lo que es la fotico y pascuas santas. Lo del Planking me recuerda a un amiguete de los años buenos, que bailoteaba, a veces, en plan Planking absoluto. No era hacer robot, no. Era bailar como si hubieran desaparecido de repente todas las articulaciones de nuestro cuerpo, que menudos sudores, acho. No torcía ni los párpados, y venga a pegar botes, cuando el Come as you are y tal.

Así que lo del Planking lo veo yo muy Nirvana. Igual hasta relaja, acho, quien no se ha tirado al camastro como si le hubieran tiroteado y se estirado estirándose como si fuera la última vez que puedes hacerlo, que crujen las tabas desde los omoplatos al dedo meñique del pie… Que se queda uno como si tuviéramos un botón de reseteado óseo. Así que nada, en cuanto tenga un poco de tiempo, pase la época post esta, y la liga nos deje el corazón tranquilo, con el buen tiempo y eso, igual cuelgo dos, tres Planks achopijísticos, que Murcia tenga su sitio en el Planking World. Habrá que estrenar Belluga, y vamos entrenando para cuando venga Tunnick, acho, porque vendrá… ¿No? ¿Has hecho Planking? Vale.

Foto: Planking en el supermercado

24/05/2011 10:31 achopijo #. sin tema Hay 1 comentario.

Grimsvötn

20110525082427-barkley-sixers.jpg

Las acciones de unos pocos dan portazo a un movimiento que tenía una gran parte alentadora, y se pierde una oportunidad de cambio. Lo que toca es acción y voluntad, no seguir abriendo brechas. A pesar de todo, se atisba esperanza, porque mucha gente ha pensado, ha reflexionado, ha discutido y se han buscado posturas cercanas. Se puede trabajar por el futuro desde muchos sitios, pero la sensación es que nadie sabe hacerlo, sin malas intenciones. Hay que organizar los remos, porque si no, daremos vueltas.

Mientras, Islandia vuelve a pintar el cielo de negro, con otro volcán de nombre tan bonito como impronunciable. Los volcanes islandeses son estos días como señales de un oráculo social y geofísico. A ver qué es lo siguiente. Que no sean terremotos, en este mundo que parece descuajeringarse por momentos. Pasados unos días, volver a las fotos de Lorca sirve para no perder la perspectiva. Motiva conocer, casi a diario, nuevas noticias de eventos para no olvidar a los lorquinos.

El país parece al pairo, sin viento. Tras el movimiento electoral, hay una calma extraña, menos tensa, que ha llegado con el calor bueno, los días largos y las ganas de olvidarnos del reloj, en el chiringuito. El primer baño, se anuncia en varios tuits, como una pausa que un verano más, parece más necesaria que nunca.

El fútbol se rompe. Los dos… y lejos, lejísimos, el resto. Hasta el mayor amante del balompié entiende que no exista atisbo de sentimientos, por encima de glorias de plástico, cada vez más vergonzantes. Batalla perdida.

Mientras, la hinchada utópica aguanta sus sueños en esta semana de ilusiones, en su pequeño mundo, pensando en Grimsvötn. Me encantaría llamar al bar del pueblecico islandés más cercano al volcán, y contarle al lugareño que en Murcia, esta preciosa ciudad del sur español, donde vive el sol, estamos pendientes del viento de Groenlandia, a ver si la nube de ceniza no llega a Galicia, y podemos volar para estar con nuestro equipo, que se juega el ascenso a Segunda División. Eso es el mundo.

Cada noche, un te quiero, después de un cuento, y dos niños que duermen con montones de ingenuidad feliz sobre sus almitas. El sentido de todo. Toca Charles Barkley, aquel tipo duro con buen humor, que era capaz de cogerle la posición bajo el tablero a cualquiera, aunque le sacaran dos cabezas. Cintura, codos y un instinto único. El balón caía en sus manos, siempre. El 34 de los Sixers es el hombre de los próximos 12 meses, en ese póster que hace calendario, año tras año. Ojalá seamos todos el gordo Barkley con la vida, hasta el próximo 25 de mayo, agarrándola en cada jugada. Vale.

Foto: Barkley 34

25/05/2011 08:24 achopijo #. sin tema Hay 3 comentarios.

Iphoning

20110526233212-iphone-transparente.jpg

Caí. Ha sido cosa de la inercia. Acho, pero es que llevarlo todo en uno te da la vida. Los que vivimos por y para la comunicación somos 2.0, y para eso: Iphone, o similar. Ahí vamos, tocando cristalico con más cuidadín que si picara en plan carabela portuguesa, que aún estamos gateando, pero acho, vicia. Ya os iré contando historias iphoneras, lo primero, que los de la manzana han conseguido reventar el asunto. Acho, ya no se dice móvil. Palabra que empieza a caer en desuso, y eso que llevamos dos días diciéndola. Las marquicas, que consiguen esas cosas. El Iphone, la Blackberry, el Samsung… porque pijo, ya no son móviles. Son otra cosa. Si no tienes un Iphone… No tienes un Iphone. Dicen, los payicos, en el anuncio. Pues eso.

En estas, cuando llegas al asunto lo primero después de aterrizar es descubrir el mundo. Acho, que es un mundo… y recién llegado, entre apps, cablecicos, sincronizaciones, programicas y demás, descubro el arte del iphoning. Maravilla para quedarse ojiplático un ratazo. La pesca, acho, no deja de sorprender. El talento está en todas partes, y nosotros, en crisis. Menuda movida el iphoning, como yo mismico lo he bautizado. La pescaza se tunea los iphones en plan matralla que te quedas pompas de jabón. Pero para abrir galerías de arte y empezar con exposiciones mañana por la tarde noche, y hacer una merienda cena geek antes de entrar a admirar las auténticas obras de arte que hay por ahí.

Nadie piense fácil, acho. Para tunear un Iphone hay que tener a McGiver de pinche, que de mocos de pavo, nada. Transparentes, transparencias, colores imposibles, aerógrafos, fondos de pantalla, tornillos, luces, líquidos, brillantinas… Montar y desmontar un Iphone en dos minutos con todas sus piececicas chinas como si fuera la prueba de antes del desayuno en el cuartel de los marines, acho, y con los ojos cerrados, y después de diez tequilas. Con esas, los artistas del Iphone se ponen a crear, y explota el asunto, y todo porque Apple lleva un control de sus cosas que ni la NASA. Tanta exclusividad sólo sirve para motivar a los genios. Así que sí, de todo el mundo Iphone, del que acabo de empezar a formar parte, lo que me ha dejado atónito ha sido el Iphoning, y ojo, que Murcia podría ser potencia. ¿Has visto Iphones tuneados? Vale.

Foto: Iphone transparente

26/05/2011 23:32 achopijo #. sin tema Hay 2 comentarios.

Por el Murcia

20110529052730-ungia.jpg

Por la doble fila en Rector Loustau, los domingos de partido. Por aquel día inolvidable, cuando al subir la última cuesta, allí estaba, la alfombra verde de césped, y el bullicio en las gradas, en la ilusión de un niño, la camiseta de Figueroa y escuchar la alineación del primer partido, contada por tu padre. Por el olor a puro, y el vendedor de regaliz. Por los puestos de banderas bajo el escudo y por los socios con pin. Por las conexiones con La Condomina en las radios nacionales, por el Murcia Deportiva, La Combina y la emoción de la clasificación, en la Hoja del Lunes. Por Don César y su saludo a la afición, por el GOL GOL GOL del marcador y por las tracas de los ochenta. Por la salida del Real Murcia de medias blancas, Guina, Moyano y los hermanos Mejías. Por Kubala en el banquillo, la chilena de Manolo, y la goleada a Osasuna. Por los dibujos de Mordillo en Estudio Estadio, y Mateo Campuzano. Por los corners al segundo palo, y la grada cantando a Súper Juanjo, las paradas de Abellán y el temple de José Luis, el Tata Brown, capitán de Argentina y del Real Murcia.

Por las banderas y bufandas, los años de cánticos y tifos, papelillos y pancartas. Por los viajes cruzando España, charlando de temporadas, recordando emociones. Por los descensos con lágrimas, y los aplausos sinceros. Por los ascensos con lágrimas y los aplausos sinceros. Por el Fanta, Coca Cola y Cerveza, que cantaban los niños de los cubos de hielo, y por la música de Estrella de Levante, el incendio de Sesisa y el gol de La Opinión. Por el escudo cosido a la camiseta roja, como disfraz de carnaval. Por los Hermanos Romero, y sus caballitos especiales, los partidos de mediodía. Por los gritos de Imperial, el tírale del hilo, y las ovaciones a Paquito Clos. Por el Adelante Pimentoneros, el cueste lo que cueste, y el como no te voy a querer. Por los Fenómenos, el corazón pimentonero, Second y esa única alma. Por la ironía pimentonera de la vieja lateral, y los años oscuros. Por la década en la que nos hicimos murcianistas, sólo murcianistas. Por el ni Barça ni Madrid, por el corazón, el alma y el escudo de un solo equipo de fútbol.

Por la vieja guardia pimentonera, y los socios de una cifra. Por don José Rico, espíritu murcianista eterno, que nos anima desde arriba. Por los U-A, y las preguntas de los lunes con derrota sobre nuestro Murcia. Por el niño que lloró en Montilivi, por él, por ellos, por todos los que allí perdieron un cachico de alma futbolera. Por el fútbol mismo, necesitado de honor y pasión. Por los pastelicos de carne, las empanadillas de Consuegra y las olivicas de Cieza. Por Murcia, Cartagena, Lorca... Por la Región. Hoy, todo es por el Real Murcia. Adelante, pimentoneros. Vale.

Foto: Nos animan desde arriba

29/05/2011 05:27 achopijo #. sin tema Hay 6 comentarios.

Volver a nacer

20110531104855-1306706689653-murcia-017001.jpg

Como una bola de nieve que cae por la montaña. Así ha llegado el regreso del Murcia, sólo una temporada después, a Segunda división. Cuando Montilivi apagó el murcianismo de un plumazo, aquel fatídico día de lluvia, nació un puntito de esperanza, muy poco después de aquel partido. Una pequeña chispa que encendió un nuevo sentimiento, más fuerte que ningún otro. Esa llama fue creciendo en el interior del murcianismo, que descubrió de la forma más cruel que no es cuestión de dónde esté tu equipo. Todo es quién eres, y eso es para siempre. Llegó el mago de las ilusiones, un mister cuyo lema es que los sueños crean realidades, en el momento justo. Nos pusimos a soñar, y la bola empezó a crecer y crecer. Victorias y unidad, para un Real Murcia que renacía cada jornada. Un nuevo espíritu, en un club que se refundó en una sola alma, este año inolvidable para el fútbol.

Esa unidad celebró su día en Lugo. De madrugada a madrugada, toda la familia grana fue un puño apretado, un corazón gigantesco que palpitaba, empujando a un club que no podía fallar. No podía, literalmente, porque la inercia de haber construido algo tan fuerte fue suficiente para ganar la eliminatoria. El fútbol se hizo en Murcia, y en Galicia, justo en la otra punta de España, en un campo pequeño, una nueva tarde de lluvia, con Alberto en la portería y frente a un equipo rojiblanco de pantaloneta azul, el fútbol se hizo reversible y la moneda cayó por el lado de la victoria, porque pesó mucho más todo lo que estamos viviendo. Es grande el fútbol siempre, sobre todo, en las alegrías, que se agrandan después de haber sufrido derrotas históricas.

Este nuevo Real Murcia acaba de renacer. Es un club nuevo, con una afición, la de siempre, que se ha hecho invencible, y un equipo que lo sabe, y además, necesita de ella tanto como ella de sus jugadores. El ascenso ha sido de todos, porque todos somos el Real Murcia. Volvemos mucho más fuertes, sobre todo, porque sabemos muy bien qué es el fútbol, y quienes somos nosotros. De madrugada a madrugada, otra vez, el fútbol nos dejó un día inolvidable, de abrazos de alegría y emociones increíbles. Montilivi ya no significa Montilivi. En ese hueco de nuestros corazones ahora pone Anxo Carro, cerrando un círculo que nos ha hecho mejores. Ahí está esta temporada, en las crónicas, en las fotos. Una temporada para aprender, y no olvidar nunca, porque lo tenemos todo para que esto sea el principio de ese equipo grande que soñamos. Enhorabuena a todos los murcianistas. No es dónde estamos. Es lo que somos. Vale.

Foto: #ascensograna

31/05/2011 10:48 achopijo #. sin tema Hay 4 comentarios.

Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris